lunes, septiembre 25, 2006

Hablemos como la izquierda II


"Al parecer la única forma de relacionarse con la izquierda, consiste en mostrar de vez en cuando los colmillos como los perros o lobos, o bien las garras como los gatos o tigres. No significa ver al otro como un enemigo, simplemente se trata de mantenerlo a distancia".Eso fue lo que escribí la semana pasada. Fueron palabras duras, cortantes como el filo de una navaja. Bueno así como se expresa la izquierda. Y luego preguntan para sacarse toda resposabilidad: ¿Cómo ocurrió esto o aquello?

Ahora bien, en qué momento o circunstancia hay mostrar las garras como los tigres o los colmillos como los lobos o perros, es precisamente cuando moraliza y miente. No significa que a un amigo de izquierda lo voy a trata mal. Al contrario, si viene a casa, seré un buen anfitrión. Como dice el refrán: "Lo cortés con no quita lo valiente".

Cuando la derecha habla como la izquierda, ésta se horroriza. Por ejemplo, durante el gobierno militar algunos de derecha decían: "Un comunista bueno es un comunista muerto". Sin embargo, durante la Unidad Popular los terroristas del Mir, decían: "Momios al colchón, momios al paredón". En esa oportunidad la intelligensia de la UP, como Moulián, la terrorista Zerán y ex directora de la revista ‘Rocinante’, los Garretón (me refiero al sociólogo), los Bruner y los Maira no lo encontraban repugnante.

¿Para qué los líderes de la Derecha caen en la trampa de pedir perdón, hacer ‘mea culpa’ y decir ‘nunca más’, si la Izquierda cada vez que recuerda a Allende (la versión de Chávez a la chilena) justifica todos los abusos de poder, como si hubiesen contado con un gobierno de mayoría, como si los chilenos hubiesemos sido felices? ¿Cree Ricardo Lagos que con decir "el gobierno de la UP fue malo" un grupo de chilenos estará contento? Ricardo Lagos fue el que obligó a pedir perdón. Desde entonces, vemos un espectáculo parecido a los procesos de Moscú, de la década del 30. El que pidan perdón o digan ‘Nunca Más’ a los políticos de la Concertación le importará un pepino. Si Lavín se presenta u otro candidato a la presidencia, la Concertación empleará toda su maquinaria comunicacional para desprestigiarlo. Después de todo, ellos saben que mienten. Tanto mienten que se creen sus mentiras. De los democristianos chilenos puedo decir solamente que ellos se mueven a donde calienta el sol. Por eso avalan las mentiras de la izquierda.

Dicen que Allende era demócratico. Con un cercano de Allende dice: "Tras ver Cuba, Allende pensó que podía acortar el camino. Pero la verdad es que se apartó de la tradición chilena... No cabe ninguna duda que el gobierno de la Unidad Popular fue un desastre que nos llevó a la guerra civil" (Claudio Véliz, historiador, "El Mercurio", 28 de noviembre, 1999)." Claudio Véliz era amigo de Allende. Luego el responsable son los militares que están condenados en el Penal Cordillera y no la izquierda, a quiene se lo demoniza y se los hace responsables de la violencia política iniciada por la izquierda entre 1967 y 1973.

Hace como un año y medio para las elecciones de consejales y alcandes, dos personas del Partido Por la Democracia (PPD) y en la época de la Unidad Popular eran del Movimiento de Acción Popular Unitaria (MAPU), que se declaró marxista-leninista, me dijeron cosas que yo se lo había escuchado al dictador. El primero es el señor Adolfo Tannenbaun, ingeniero comercial y contador auditor, y primer seremi de Transporte de la V Región, durante el primer gobierno de la Concertación. Tannenbaun me dijo: "La caída de Allende se adelantó a la de la Unión Soviética". Estaba asombrado. No lo podía creer. Digno de Rypley. El otro señor, que es un funcionario de la municipalidad de Viña del Mar, Alejandro Rojas, me dijo: "Queríamos instalar una dictadura cubana. Perdimos. Ahora seríamos pobres". Cabe señalar que ambas confidencias fueron realizadas en dos reuniones, en la que no estaba ni el uno ni el otro a la vez.

Niegan la existencia de terroristas o guerrilleros durante la Unidad Popular. Sin embargo, los propios uruguayos se encargan de desmentirlo: "El modelo insurrecional bolchevique de 1917, con obreros armados hasta los dientes, saliendo de las fábricas pero también con unidades enteras de la marina y el ejército compuesta por campesinos y soldados que se ponían del lado popular, dominaba el pensamiento "estratégico" de los principales dirigentes"."..., el Tancazo sirvió para medir la resistencia previsible".Como se ve solamente la izquierda puede hacer insurrecciones.El mismo libro que he citado, dice: "Se crea la Junta Coordinación Revolucionaria entre el Mir chileno, el ELN boliviano, el PRT argentino y el MNL uruguayo. Se fundan y comienzan a funcionar en Chile una aplastante "escuala de cuadros" internacional." ("Chile Roto, Uruguayos el día del Golpe en Chile", Ediciones Lom). Los propios terroristas uruguayos confirman las OLAS que presidía Salvador Allende, para imponer dictaduras comunistas en América Latina. Ahora tenemos la cumbre de terroristas para fines de octubre.

Nos hablan de la Unidad Popular como si hubiese sido el gobierno de todos los chilenos. Observése lo que escribe Rodrigo Atria: "¿Cómo nos hubiésemos comportado de haber sido las cosas al revés, es decir, nosotros subiendo las escaleras del Palacio de Invierno en un golpe revolucionario para desalojar al antiguo régimen y no ellos bombardeando el Palacio de la Moneda para arrancar a Allende, y a nosotros, del Gobierno de Chile". (La negrilla es mía).
No hay que olvidar que Allende dijo que su gobierno no era de todos los chilenos.

En fin, la propia izquierda se encarga de desmentir sus mentiras stalinista y orwelianas.
Ahora bien, si a ellos le gusta demonizar a un grupo de chilenos, yo tendré que hacer lo mismo con los de la UP. Gracias a las personas que demonizan como Contreras yo vivo en un país libre, no gracias a Ricardo Lagos o la Democracia Cristiana. Contreras no es el monstruo, sino que los demonios que practicaron la violencia revolucionaria entre 1967 y 1973 y que fueron vencidos con las mismas estrategias de la izquierda.

Etiquetas:

10 Comments:

Blogger Cococita said...

Te felicito.Gran post y un muy acucioso planteamiento de lo que se dió con la UP.
Todavía recuerdo cuando Allende decía que NO era el presidente de todos los chilenos... recuerdo muchas cosas de las que tú señalas....
Y ahora vemos el doble standard de la izquierda haciendo creer a los que no vivieron esa época que todo es mentira y que ellos fueron víctimas y blancas palomas de un proceso en que la derecha los exterminó como las ratas que eran (me refiero puntualmente a la nefasta ideología marxista-leninista). No me malinterpreten.
Y debido a eso es que la Democracia volvió al país y que desgraciadamente el gobierno actual se encarga de manosearla a su antojo (cuando le conviene).
Un abrazo.

2:45 p.m.  
Blogger Francisco J. Ibero said...

Javier:Es necesario demostrarle a la izquierda que uno no tiene ningún complejo y que hay muchas cosas que no les dejan a ellos muy bien parados.Claro que tampoco hay que estar peleando constantemente.Pero sí conviene dejar las cosas claras y no permitir que se falsee la historia.Cuando se dió el golpe del 73 yo estuve en contra,ya que ignoraba muchas cosas.En el 76 conocí en Panamá a tres jovenes economistas chilenos que habían venido a un curso de un organismo internacional que no recuerdo.Ellos me contaron un montón de cosas sobre Allende que yo nunca había sabido.Más o menos en el 80 leí en una revista una serie de entrevistas con ex-diputados y ex-senadores de la UP que vivían en Europa.Prácticamente todos venían a decir que el intento de instaurar el socialismo en Chile había sido un error demencial y que estaban pagando las consecuencias.Para mí este fue el elemento crucial para cambiar de opinión.Luego he sabido muchas más cosas.Desde luego,si yo hubiera sido de la UP procuraría no hablar mucho del tema.

4:54 p.m.  
Blogger Koke said...

Para la izquierda, la política se asemeja al Alzhaimer: el pasado se olvida y es imposible conectarlo con las nuevas realidades. La única solución es el disfraz.

4:45 p.m.  
Blogger Javier Madrid said...

Concuerdo sólo en una cosa , el gobierno de Allende fue malo, pero era un gobierno constitucional , elegido mediante elección popular . No creo bajo ningún punto de vista que los socialistas pudieran haber llegado al poder mediante un golpe de estado. Quizás un grupo lo pensaba así , pero no podrían haberlo llevado a cabo.
Sobre las circunstancias que llevaron al fracaso del gobierno de la UP se podrían enumerar muchas . Todos fueron responsables de una u otra manera. Pero te aseguro que ninguno de los socialistas que están hoy en el gobierno pretenden volver a ese camino. Se ha demostrado que hicieron un mea culpa y se han agiornado a los tiempos.
La soberbia de la derecha es terrible en ese sentido.
No hare una defensa de la DC en esta oportunidad , pero creo que tus comentarios no pueden estar más equivocados en ese sentido.
Tampoco veo cómo el hecho de torturar a un hombre sometido y luego hacerlo desaparecer te ha dado libertad.

11:54 p.m.  
Blogger Javier Bazán said...

Gracias por sus comenarios:
Javier Madrid: Todas las revoluciones y contra revoluciones son sangrientas.
Yo he dicho "los demonios que practicaron la violencia revolucionaria entre 1967 y 1973 y que fueron vencidos con las mismas estrategias de la izquierda."
Además, no es soberbia. Los que son soberbios son los de la izquierda, que celebrán el gobierno de Allende como hubiese sido de todos los chilenos, lo cual es falso.

7:53 a.m.  
Blogger Javier Bazán said...

Javier Madrid:
Lo más grave de la UP es que intentó imponer una dictadura comunista.Decir que cayó en la ilegalidad es poco.
Todas las revoluciones, rebeliones, revuelta, insurecciones, contra revoluciones son sangrientas. Pocas veces son pacíficas. Además, hay muchos elementos que no se controlan. Por ese, es absurdo hablar de ciencia política.

Cuando un grupo intenta eso, no esperes que las personas actúen bien, pues más de uno se va sobrepasar, de uno y otro lado. Lo mismo hubiese ocurrido al imponer una dicdura de izquierda.

8:33 a.m.  
Blogger Francisco said...

La tactica de la izquierda es simple pero eficaz: jamas mirar para atras y admitir sus fracasos y hacerse los ofendidos cada vez que se les recuerda quienes son.

2:34 p.m.  
Blogger Francisco said...

Estoy seguro que habia dejado un comentario aqui...La tactica de la izquierda es simple pero eficaz: no admitir ninguno de sus fracasos y ofenderse cuando alguien se los recuerda. La derecha ha caido redondita y parece que no se conforman con haber perdido eleccion tras eleccion desde 1990...Quieren seguir perdiendo.

4:03 p.m.  
Blogger Marta Salazar said...

No! Era los momios al paredón y las momias al colchón!

Claro, para lo único que les servían las mujeres era para eso, no?

Después de la Rev. de octubre, se terminó con la propiedad de las cosas, y fue así como se instauró la propiedad común de las mujeres.

No lo sabían?

No duró mucho tiempo porque no les resultó.

2:06 p.m.  
Anonymous Rodrigo Labbé said...

Cómo se calientan las cuatro neuronas de esta gente. Debe hacer frio y poca accion en Chile para estar jugando a calentarse el mate de esta forma. Sigan recordando para justificar la hecatombe que desencadenaron después, cínicos. Sigan encontrando frases con significados ocultos y recociendo rencillas para respaldar los posteriores crímenes. La historia ya le tiene asignado un retrete especial a todos estos oscuros personajes que pretendieron "salvar a la patria" matando a todos los que estimaron necesarios y robando de pasadita todo lo que les pareció bonito y brillante...milicos, pobres brutos que hicieron el trabajito por "unas monedas", mientras sus patrones, los grandes empresarios tenían a otro nivel la fiesta en grande, el robo sistemático y caradura. No se preocupen ni se ezfuercen por reescribir la historia, ya todo está consumado y en la memoria colectiva, ademas de los documentos en manos de todos. Afortunadamente existe Internet, ya no se pueden "perder" las pruebas de su paso macabro por la historia de Chile, carajos!

5:20 p.m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home